Aditivos para la unidad motriz

Fluidos para transmisión automática

La capacidad más comprobada y de mayor alcance de los fluidos de transmisión automática a nivel mundial

Los fluidos para transmisión automática se usan en las transmisiones de autos de pasajeros, vehículos comerciales, camiones todo terreno, equipos móviles y en aplicaciones sin transmisión, tales como dirección eléctrica, pequeñas bombas hidráulicas y aplicaciones en granjas.

Cambiar las necesidades de fluidos de transmisión automática (ATF)

Transmisión variable continua (CVT)En el caso de autos de pasajeros y vehículos comerciales, los fabricantes de equipos originales demandan intervalos de drenaje más prolongados y capacidad de llenado de por vida. Las transmisiones automáticas están cambiando en diseño, de una capacidad de 5 a 6 velocidades, e incluso hasta 7 velocidades, con lo que mejoran la manejabilidad y el rendimiento. Para mejorar el ahorro de combustible, los componentes de transmisión son más livianos, a pesar de los motores con más caballos de fuerza. Y nuevas transmisiones que ahorran más combustible muestran mayor torque y temperaturas de funcionamiento más altas. Todos estos factores ejercen gran presión sobre los ATF. Problemas tales como sacudidas durante la transmisión, mala sensación al tacto de los cambios y desgaste acelerado, son cada vez más comunes a medida de que se incrementan los intervalos de drenaje. Los ATF deben proporcionar capacidad de llenado de por vida, mayor ahorro de combustible, durabilidad de la fricción antisacudidas, estabilidad en el corte, fluidez a baja temperatura y estabilidad oxidativa mejorada.

Están apareciendo en el mercado nuevos diseños de transmisiones que ahorran combustible, tales como la transmisión variable continua (CVT) y la transmisión de doble embrague (DCT). Estos nuevos diseños de transmisión demandan diferentes tecnologías de fluidos que cumplan con los requisitos de rendimiento que están en aumento.

Satisfacer las necesidades

El ATF es el más complejo de todos los fluidos lubricantes. No sólo tiene que reducir la fricción para evitar el desgaste como todos los lubricantes, sino también tiene que permitir cierto nivel de fricción para poder embragar. Como la mayoría de los fabricantes de equipos originales usan materiales de fricción patentados, prácticamente cada ATF es específico para cada fabricante. En algunos casos, son específicos para la transmisión. Además, los ATF deben ser compatibles con todos los componentes de la transmisión, funcionar tanto a temperaturas bajas como altas y mantener un rendimiento constante durante períodos prolongados.

Para llevar a cabo estas complejas tareas, el ATF generalmente contiene los siguientes componentes:

 

Dispersantes Control de sedimentos y barnices
Antioxidantes Prohíben la oxidación
Antidesgaste Protección de engranaje planetario, buje y arandela de empuje
Modificador de la fricción Modifica la fricción del plato y la banda del embrague
Inhibidor de corrosión Evita la corrosión y el óxido
Agentes para dilatar los sellos Previenen la pérdida de fluidos a través de los sellos
Mejorador de viscosidad Reduce la tasa de cambio en la viscosidad
Depresor del punto de fluidez Mejora la fluidez a baja temperatura
Inhibidor de espuma Control de espuma
Tinta roja Identificación

El innovador de tecnología

Lubrizol ha desempeñado un papel líder en el desarrollo de la tecnología de fluidos para aplicaciones de ATF. La investigación sobre el ATF ha sido la clave para mantener nuestra posición dominante en el mercado mundial. La inventiva está documentada en una cantidad de primicias de la industria:

1940

  • Tipo A Aditivos de fluidos para transmisión automática

1950

  • Tipo A - Subíndice A Aditivos de fluidos para transmisión automática

1960

  • Aditivos de fluidos para transmisión automática DEXRON

1980

  • Aditivos de fluidos para transmisiones de potencia multifuncionales para aplicaciones con y sin fluidos para transmisión automática
  • Aditivos Ford MERCON

1990

  • Aditivos de fluidos para transmisión automática DEXRON III
  • Aditivos para aceites para transmisión powershift y para tren de transmisión

2000

  • Aditivos para aceites para transmisión variable continua

Somos la única compañía de aditivos que cubre a nivel mundial todas las aplicaciones dentro y fuera de la carretera. Con la incomparable amplitud y profundidad de nuestra gente, el conocimiento y las instalaciones técnicas, continuamos presentando innovadoras tecnologías de ATF que reducen aún más las sacudidas, mejoran el tacto de los cambios y aumentan la durabilidad de los fluidos y de la transmisión, a pesar de las condiciones de funcionamiento más severas. Trabajamos junto a los fabricantes de equipos originales para solucionar sus problemas con los fluidos, mientras ellos avanzan en la tecnología de transmisión.

Compartir esta página: